¿Qué es la fertilización in vitro (FIV)?

Literalmente significa "fertilización en laboratorio", esto es porque los óvulos de la mujer y el esperma del hombre se fertilizan en una placa de vidrio. Durante el proceso de la FIV, el ciclo natural de una paciente es cuidadosamente manipulado a través de medicamentos para la estimulación ovárica. Estos fármacos estimulan los ovarios para producir no uno, sino más óvulos maduros. En el tiempo adecuado los óvulos son recolectados de los ovarios y en ese día el hombre aporta una muestra de semen (o bien ya sea que tengan la muestra congelada previamente). Los óvulos y los espermatozoides son colocados en una placa de vidrio para ser fertilizados. En el tiempo adecuado los embriones son transferidos en el útero de la  mujer.

¿Cuándo se recomienda la FIV?
La FIV es considerada una de los tratamientos más eficientes para la fertilidad y generalmente proporciona las tasas más altas de posibilidades de concepción por ciclo de tratamiento. Inicialmente la FIV se creó para mujeres con daño tubario, irreparable. Para pacientes con infertilidad por factor masculino severamente dañado lo más recomendable es el ICSI, del inglés IntraCytoplasmic Sperm Injection, que es una variante de la FIV la cual consiste como su nombre lo dice en la inyección del espermatozoide en el óvulo capturado. También se puede recomendar en fallas previas a inseminaciones artificiales, semen valioso (semen congelado por cirugía de quimioreducción previa, post- vasectomía, biosia testicular, serologías discordantes, entre muchas otras causas.)

En nuestra siguiente entrada hablaremos sobre las etapas que consisten en la FIV por lo que te invitamos no dejes de leerlo, pero si tienes dudas no dudes en contactarnos, recuerda que estamos en FB, twitter y por este medio.